miércoles, 16 de julio de 2014

Falsa tarta de Sandía o Watermelon Cheesecake.



Falsa Tarta de Sandía o Watermelon Cheesecake
 Hace unas semanas de repente empecé a recibir inputs relacionados con las sandías.

Polos de Sandía. La Receta de la Felicidad.

No sé si fue casualidad, si fue que realmente hubo un alud de posts/imágenes o sugerencias de tendencia "sandía" o qué es lo que pasó. Pero de repente me sentí invadida por una imperiosa necesidad de comer sandía, vestir sandía, lucir sandía... vaya, que tuvé necesidad de "sandi-izarme".

Office Ooh La La
Sodahead.com
Asos.com


Y allí apareció ella: la FALSA TARTA DE SANDÍA.

Falsa Tarta de Sandía

La descubrí en un post de estos aleatorios que te sugiere facebook, y no me pude resistir. Clické y me dirigió a un video de Lolita la pastelera, donde explicaba como realizar esta tarta.

Me encantó la idea, así que improvisé una receta de tarta de queso y me basé en la idea del video de Lolita para el montaje.

El resultado, una tarta sencilla, fresquita (ideal para estos meses de calor), y divertida. Los niños se morirán de ganas de probarla. No hace falta amasadora ni ingredientes demasiado complicados. Con un cazo, una minipimer, y un molde desmontable tendremos nuestra falsa tarta de sandía en menos de 45 minutos. El resto de ingredientes y utensilios son también muy básicos, queso crema (Philadelphia u otro), azúcar, etc. Los colorantes y los chips de chocolate los podeis encontrar si no los teneis en nuestra tienda on line.

Os animais a prepararla? 

FALSA TARTA DE SANDÍA o Watermelon Cheesecake

Ingredientes

Para la masa:
2 paquetes de galletas (cuanto más blanquitas mejor)
3 cucharadas colmadas de margarina
colorante verde en pasta

Para el relleno:
200gr queso Philadelphia
200ml nata espesa 35% MG
80 ml leche entera
80 gr azúcar
6 hojas de gelatina
colorante rojo Red Extra Sugarflair
Chips de chocolate

Utensilios

1 molde desmontable de 24 cm

Preparación

Lo primero tenemos que triturar las galletas para preparar la base de la tarta. Podemos triturarlas con el accesorio de la minipimer o bien poner los 2 paquetes de galleta en una bolsa y machacarlas con el rodillo.

Una vez estén reducidas a polvo las mezclaremos con la margarina derretida en el microondas.
Empezaremos a amasar y le añadiremos el colorante verde. Empezaremos añadiendo poco y luego incrementaremos la cantidad en caso de que no quede suficientemente verde.

Yo utilicé un colorante verde hoja de Wilton, pero siempre que se trate de un colorante en pasta o gel, podemos utilizar otros verdes u otras variantes de verde en colorante alimentario.

Una vez integrado el color, extenderemos la masa de galleta dentro del molde, tratando de adherir también masa a las paredes del molde, para crear como una "cesta de galleta".
Cubierto el molde lo introduciremos en la nevera y prepararemos la masa de queso.

Mezclaremos con batidora o minipimer el queso philadelphia con la nata espesa, hasta que quede una masa homogénea.

Llevaremos la leche a ebullición con el azúcar, hasta que se deshaga, y mientras la leche está caliente, añadiremos la gelatina (previamente hidratada en agua), removiendo hasta que se deshaga. Yo utilicé hojas de gelatina, pero si teneis gelatina en polvo (de sobre) también podría utilizarse. Verificad las instrucciones del sobre para conocer la cantidad de gelatina necesaria, pero seguramente con un sobrecito de gelatina habría suficiente para esta tarta.

Añadiremos la leche todavía caliente a la masa de queso y nata espesa, y por último incorporaremos una cucharadita de colorante rojo Red Extra. Y batiremos.

Es importante utilizar el Colorante Red Extra de Sugarflair, pues no todos los colorantes suben el color al rojo que necesitamos. Para conseguir el rojo-rojo, mi experiencia me dice que hay que utilizar siempre el Red Extra. Otros rojos en pasta no permiten llegar nunca al rojo intenso que se requiere para esta tarta.

Por último, una vez la mezcla esté teñida de un rojo intenso, la vertiremos dentro del molde sobre la galleta, delicadamente. Decoraremos la parte superior con los chips de chocolate que simulan las pepitas de sandía, introduciremos en la nevera durante unas 2-3 horas, y listo para comer!!

Será la sensación de la mesa cuando desmoldeis vuestra tarta y descubran que es ni más ni menos que un cheesecake! Y ahora, a sandi-izarse! Os resistireis a una receta tan fácil?

3 comentarios:

Sarahm dijo...

Es ideal, yo tb la tengo en mi blog,a todo el mundo le resultó riquísima :)

Victoria - Victoria's Cakes dijo...

Hola Sarahm! Síi, a todo el mundo le sorprendió!
Encantada de verte por aquí!

Mª José dijo...

Hola Hacia tiempo que no andaba por aquí hoy estoy paseando un poco y veo que pusiste cosas nuevas, ricas y muy bonitas como todo lo que haces
Besos de colores

Related Posts with Thumbnails
Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 España